Fútbol

Sigue el escándalo

El escándalo por la compra de partidos en Segunda División que se abrió en el final de la temporada pasada sigue coleando. Una grabación realizada por el presidente de la Real Sociedad, Badiola, en la que Jesuli, por aquel entonces jugador del Tenerife, confiesa el haber recibido dinero por perder el partido frente al Málaga.

La Real Federación Española de Fútbol ya dejó bien claro que el posible amaño del partido fue desestimado en su día. Pero el presidente de la Real Sociedad ha querido ir más lejos y ha realizado la grabación a Jesuli, según él con el consentimiento del propio jugador. En esta grabación, el por entonces jugador del Tenerife confiesa haber recibido dinero después de perder el partido que enfrentaba a su equipo con el Málaga, que subiría a Primera División.

Se trata de un tema muy grave que, de ser cierto, habría adulterado toda la competición. De momento, el presidente del Málaga, Fernando Sanz, ya ha dejado claro que su equipo presentará una querella criminal contra Jesuli en caso de no retirar las palabras que se pueden escuchar en la grabación.

Alguien debe aclarar todo este tema porque es bien sabido que hay “maletines” y negarlo es ponerse una venda en los ojos, pero los ha habido por ganar no por dejarse ganar. Hay una diferencia muy grande entre una forma y otra. La primera a mi me parece una forma de incentivar a un equipo que puede que no se esté jugando nada en ese momento (aunque tendría que ser suficiente el defender su profesionalidad y su escudo), pero la segunda es una forma de adulterar la competición.