Deportes de montaña

Los escaladores deberán recoger la basura acumulada en el Everest

Mount Everest Summit

Los montañeros que escalen el Everest, la cima más alta del mundo, estarán obligados a recoger hasta ocho kilos de basura por persona para acabar con la cantidad de residuos que se acumulan en esta mítica montaña y que le ha llevado a ser conocida como el “vertedero de basura más alto del mundo”.

La obligación de recoger esta cantidad de residuos sólidos acumulados en el monte más alto de la cordillera Himalaya responde a una nueva regulación gubernamental que persigue el que el montañismo sea compatible con el respeto medioambiental en una de las zonas más populares entre los escaladores de todo el mundo.

Más de 800 escaladores cada año

Se estima que cada año son alrededor de 800 personas las que escalan esta montaña de 8.848 metros de altura situada en Nepal y se pretende que cada escalador se responsabilice de los residuos que genera para evitar su acumulación.

Estas nuevas normas comenzarán a entrar en vigor en el nuevo periodo en el que se puede escalar el Everest, que es entre los meses de marzo, abril y mayo, pues durante el resto del año resulta imposible por las adversas condiciones atmosféricas.

Según informes elaborados por las autoridades nepalíes, se estima que cada escalador genera alrededor de seis kilos de residuos durante la escalada al Everest, sin contar las botellas de oxígeno y los residuos humanos. Entre la basura que podemos encontrar en las faldas de la montaña hay una gran cantidad de latas de alimentos, botellas de bebidas, tiendas de campaña así como diverso material utilizado por los escaladores inservible y que es desechado.

Retirar seis toneladas de residuos

Los responsables del Gobierno de Nepal encargados de gestionar la actividad en el Everest estiman que serán retiradas más de seis toneladas de residuos por parte de los escaladores que tratarán de alcanzar la mítica cima durante este año.

Hasta la entrada en vigor de esta nueva norma, los escaladores solo tenían que hacerse responsables de sus propios residuos y, en el caso de no hacerlo, eran sancionados con una multa de 400 dólares.

La basura recogida ahora por quienes realicen la ascensión al Everest será entregada a los funcionarios nepalíes encargados de coordinar estas tareas en el campamento base ubicado a 4.800 metros de altura.

  • Clara Ferreira

    Por dios.

    Webcams amateur