Fútbol

El United se queda con el derbi de Manchester

Un vibrante fin de semana futbolístico se ha vivido en la Premier League inglesa. Es que no todos los días se dan encuentros de la significación que tuvieron los de estos días pasado. Allí se vieron las caras el Manchester United frente a su eterno rival, el City, mientras que en Londres también se jugó otro derbi, el que disputaron Chelsea y Arsenal. El United logró salir victorioso frente a su clásico némesis, mientras que los “Gunners”, que no venían de la mejor forma, hicieron lo suficiente como para ganar al líder en su propio campo.

Mucha expectación había en Manchester por el derbi citadino, el histórico partido que enfrenta a las dos facciones irreconciliables de la ciudad.  Pero lo cierto es que el nuevo equipo de los millones, el City, nada pudo hacer contra la superioridad de su rival, el United. Si bien el marcador terminó reflejando un sólo tanto de diferencia, a cargo de Wayne Rooney, los de Mark Hughes poco pudieron hacer para llevarse al menos una igualdad en un encuentro que estuvo caracterizado por la fricción y en el que Cristiano Ronaldo vio la tarjeta roja.

El Chelsea, que llegaba como líder del certamen, tenía una difícil misión en su propio Stamford Bridge contra otro clásico de la ciudad, el Arsenal. Si bien no son facciones totalmente enfrentadas (recordar que el derbi más acérrimo de los “Gunners” es con los Spurs, mientras que los “Blues” no tienen un rival definido en esta misma situación), este partido no dejaba de ser importante pra ambos en la lucha por posicionarse mejor en esta Premier. Y, curiosamente, los de Scolari vieron como su fortaleza era vulnerada. Dos goles de Robin Van Persie dieron vuelta el marcador, que había comenzado a favor de los locales por un gol en propia puerta de Djorou.

Esta situación puede ser muy bien aprovechada por el Liverpool en escasas horas. Es que los de Benítez, de ganar, pasarían a ocupar en soledad la primera colocación del certamen. Tendrán que enfrentarse a un equipo siempre difícil como el West Ham United, pero con toda la esperanza de tomar por asalto la cima de esta competitiva liga.